El Dr. Carlos Ortega, virólogo de la Universidad de El Salvador, y uno de los cuatro investigadores de las secuencias del SARS-Cov2 en El Salvador.

Nacionales

¿Qué mutación del covid-19 circula en El Salvador? En vísperas de Navidad, el mundo entró en pánico luego que Reino Unido anunciara el descubrimiento de una nueva variante del SARS-Cov-2, la cepa CUI 2020012/01 y una mutación denominada N510Y.

Iliana Cornejo

martes 29, diciembre 2020 • 2:23 pm

Compartir

Las seis secuenciaciones que hizo la Universidad de El Salvador (UES) y el Instituto Nacional de la Salud (INS) han permitido iniciar el estudio del tipo de mutaciones del SARS-Cov2 que circulan en el país.

Este virus que provoca la enfermedad del covid-19, que inició hace un año, ya ha mutado más de 12,000 veces en todo el mundo, pero ¿qué es una mutación y cuáles circulan en El Salvador?

El investigador y jefe de la sección de virología y microbiología molecular de la facultad de Medicina de la Universidad de El Salvador, Carlos Ortega, explica que una mutación es el error que el virus comete al copiarse.

Muchas veces esos errores no son corregidos y van quedando ahí, de ahí salen las mutaciones; a veces, las mutaciones no tienen ningún impacto en la proteína, a veces sí; a veces ese impacto, le cambia una función biológica, le cambia alguna característica del virus, por ejemplo en el caso de la espícula, puede ser que lo haga más transmisible”, explica Ortega.

El experto indica que las seis secuenciaciones que lograron hacer del SARS-Cov2 indican que en el país circula una sola cepa -hasta el momento de esta investigación- que pertenece al mismo grupo filogenético (relación de parentezco entre especies o taxones).

Sin embargo, en la proteína espícula encontraron la mutación D614G. ¿Es nueva en el virus del covid-19? La respuesta es no.


Está siendo investigada en otros países porque de alguna forma se ha demostrado que afecta la infectividad y la transmisión viral, esta mutación está en la proteína espícula, esta mutación se llama D614G, y esta proteína espícula es la que utiliza el virus para unirse al receptor Ac2, esa mutación hace que esta espícula tenga más afinidad con el receptor”, explica el doctor Ortega.

Entonces ¿en qué consiste el estudio que hace la UES y el INS?

En palabras del virólogo, secuenciar es determinar cada molécula que forma parte del SARS-cov2, que circula en el país.

Con esa información uno puede conocer distintas partes del genoma viral que tienen incidencia en el diagnóstico, en el tratamiento, la vacuna, en cuestiones epidemiológicas, el origen; es decir, que conociendo esa secuencia del genoma uno puede compararlas con la secuencia de otros virus SARS-Cov2 de otros países y así uno puede estructurar de manera fidedigna el origen, comparar las mutaciones que circulan en nuestro país con la de otros países”, añade.

La secuenciación permite localizar cada mutación de los virus, en este caso el causante del covid-19, y mientras más secuencias se hagan más se conocerá del virus y las autoridades podrán dar respuestas epidemiológicas, farmacológicas y la toma de decisiones serán efectivas.

Hay países que han hecho centenares de secuencias y a partir de estos estudios fue posible empezar a dar respuesta al virus.

En este estudio han participado:

  • El Dr. Carlos Ortega, de la UES.
  • El Dr. Carlos Ávila, del INS.
  • La Dra. Xóchitl Sandoval de parte del INS,
  • Y también el Dr. Noé Rivera, también de la UES.

En vísperas de Navidad, el mundo entró pánico, luego que Reino Unido anunciara el descubrimiento de una nueva variante del SARS-Cov-2, la cepa CUI 2020012/01 y una mutación denominada N510Y; el ministro de Salud, Francisco Alabí, señaló que no hay evidencia de la llegada de esta variante al país y el presidente de la República, Nayib Bukele, prohibió el ingreso de viajeros que provengan de los países que la tengan.

La única forma de verificar si esta nueva variante del nuevo coronavirus está en el país es la secuenciación, indican los expertos.

El primer virus secuenciado

La pandemia del SARS-Cov2 ha hecho correr a la humanidad entera e hizo que la Universidad de El Salvador acelerara sus estudios y ahora cuenta con tecnología NGS para estudiar virus.

Esta tecnología también permitirá que los expertos salvadoreños se embarquen en el estudio de otras enfermedades como cáncer, línfomas y enfermedades metabólicas, según explicó Ortega, mientras tanto, seguirán secuenciando al SARS-Cov2.

El paso que sigue no es menos importante, y justo es trabajar en fármacos, en estudiar los puntos, en los cuales estos fármacos actúan en el virus, también estudiar los puntos en los cuáles actúan las pruebas diagnósticas, lo de la vacuna, es decir, pretendemos estudiar cada uno de esos ítems, pero es un trabajo que lleva más tiempo que pasa por estudiar las proteínas virales, hoy tenemos la secuencia y con la secuencia nosotros podemos saber por la secuencia de un gen del virus”, explica Ortega.