Rodeado de las autoridades de la PNC, el fiscal nombrado por la Asamblea Legislativa el 1 de mayo, brindó declaraciones a la prensa cerca de las 2 de la madrugada del domingo 2 de mayo. Foto DEM: Óscar Romero

Nacionales

La llegada del nuevo fiscal general, Rodolfo Delgado

Óscar Romero

martes 4, mayo 2021 • 5:45 am

Compartir

Acuerpado por autoridades y agentes de la Policía Nacional Civil (PNC), así llegó Rodolfo Delgado a las instalaciones de la Fiscalía General de la República (FGR), en Santa Elena, tras ser nombrado por la mayoría oficialista en la Asamblea Legislativa.

Bajo un clima lluvioso, y en medio del rechazo internacional por la primera acción de la bancada cyan —destituir a los magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia—, siguió la destitución de quien hasta el sábado fungiera como fiscal general de la República, Raúl Melara.

Fue a las 10:20 de la noche el momento en que el diputado oficialista, Jorge Castro, propuso destituir a Melara, seguido de aplausos de la bancada cyan.

El clima tempestuoso arreció a San Salvador y una hora después, el presidente del legislativo —y exsecretario privado de la presidencia— Ernesto Castro, juramentó como fiscal general a Delgado, quien inmediatamente se retiró hacia la sede en Santa Elena.

Mientras eso sucedía, desde las cero horas del domingo 2 de mayo, policías rondaban el bulevar Orden de Malta, frente a la sede fiscal.

El reloj marcaba las 12:30 de la medianoche cuando autoridades y agentes policiales llegaron a la fiscalía, ahí se dirigieron al portón principal y le dieron una orden a los vigilantes que resguardaban la sede fiscal.


— "¿Los señores vigilantes ahí están? se acercan por favor, vengan, vengan", les dijeron.

— "Ahorita coordinamos, permítanme", respondieron los vigilantes y únicos empleados de la fiscalía que se encontraban en el lugar. "No, por favor, vengan porque venimos en una misión oficial, —dijo uno de los policías—, "no nos estén"...dijo uno, mientras otro les ordenó: "abran el portón, traigan la llave y tranquilo".

Periodistas cuestionaron qué tipo de misión era, y evitaron dar declaraciones.

A las 12:35 de la medianoche, a una hora de ser nombrado Delgado por la Asamblea, los vigilantes abrieron el portón y posteriormente la policía se tomó las instalaciones de la sede fiscal.

Después, al menos tres camionetas sin placas ingresaron al parqueo del edificio, en una de ellas era trasladado el  fiscal general, que recién había sido nombrado por la Asamblea, acompañado de una buena cantidad de carros rotulados de la PNC, las instalaciones de la sede fiscal se pintaron del azul y rojo de las luces de las patrullas.

Periodistas de algunos medios ingresaron a la sede fiscal —donde ya habían comunicadores gubernamentales—, e inmediatamente personal de la PNC impidió el acceso a la prensa. Mientras otros policías bloqueaban a la prensa que permanecía afuera del portón de la sede.

— ¿Cuál es la orden que ha recibido?, cuestionó la prensa cerca de seis minutos y sin obtener respuesta, mientras intentaban cerrar la puerta de acceso a la primera planta del edificio.

Tras cuestionar, un policía bajó y dijo a los medios "esperen un momento que ya van a ser atendidos (...), si gusta déjelos pasar"...dijo al personal que bloqueó en un primer momento.

Periodistas de medios no gubernamentales no tuvieron acceso a la conferencia del fiscal electo por la bancada cyan, solo permitieron ingresar al canal estatal; Delgado brindó breves declaraciones a la prensa hasta el momento de retirarse. Foto DEM: Óscar Romero

Al ingresar, Delgado y autoridades policiales brindaron una conferencia y solo permitieron el ingreso a los medios estatales, mientras otros periodistas esperaban tener acceso a las declaraciones del funcionario recién nombrado.

Fue hasta la 1:42 a.m. —momento en que el fiscal se retiraba—, donde pudo ser abordado por la prensa que esperó las declaraciones y realizar las primeras preguntas.

Ahí, Delgado dijo que que van a revisar las líneas estratégicas actuales de la Fiscalía y mantendrán lo que se está haciendo bien.

El clima lluvioso no cesó y las autoridades se retiraron de la sede que, desde el 1 de mayo y a propuesta de la bancada cyan, es dirigida por el fiscal Rodolfo Delgado.