Archivo DEM

Política

Bukele anuncia veto: “No podemos seguir criminalizando la migración” La ley aumenta penas de cárcel y crea nuevo delitos: promover, conspirar y asociarse para el tráfico ilegal de personas, además de obstaculizar su investigación.

Yolanda Magaña

viernes 26, marzo 2021 • 12:50 pm

Compartir

El presidente de la República, Nayib Bukele, anunció que vetará la Ley contra el Tráfico Ilegal de Personas aprobada el jueves por la Asamblea Legislativa. Argumentó que no se puede seguir “criminalizando la migración”.

El gobernante explicó su postura así: “Alguien que secuestra y trafica a su víctima es muy diferente de alguien que ayuda a un grupo de gente desesperada a cruzar una frontera”.

Sin detallar en qué artículo específico de la normativa estaba en desacuerdo, anunció en Twitter: “esta ley será VETADA”.

Soy la última persona que quiere que nuestra gente se vaya. Pero no podemos seguir criminalizando la migración”. Nayib Bukele, presidente de la República.

La normativa fue propuesta por el Fiscalía General de la República el 7 de diciembre de 2021. Su estudio en la Comisión de Seguridad de la Asamblea fue acompañado por la Fiscalía. La Embajada de los Estados Unidos celebró la aprobación de la ley.

Los legisladores le hicieron pocos cambios al proyecto original y emitieron dictamen favorable esta semana.


La nueva ley recibió 58 votos de todos los partidos políticos, incluso de los legisladores aliados de Bukele, Gran Alianza por la Unidad Nacional (Gana), Juan José Martel y Reinaldo Carballo.

Una novedad es la creación del delito de la “promoción del tráfico ilegal de personas”.

Este delito, que sería castigado con prisión de 4 a 8 años, consiste en promover el tráfico ilegal de personas con el propósito de evadir controles migratorios, ya sea mediante tecnologías de información y comunicación.

El mandatario salvadoreño sostuvo que esta “propuesta” “criminaliza a todos sin distinción”.

“Hay verdaderos criminales que sí hay que perseguir pero generalizar es peligroso e inhumano”, dijo el mandatario.

Durante la gestión de Donald Trump, el presidente salvadoreño acordó acuerdos migratorios para devolver a los migrantes que llegaban a la frontera sur de los Estados Unidos; disponiendo a El Salvador como lugar de asilo.