De izquierda a derecha, los magistrados del TSE Rubén Meléndez, Guillermo Wellman, Dora de Barahona, Julio Olivo y Noel Orellana. Fotografía: archivo.

Política

Fusades urge auditar la nueva tecnología de conteo de votos que habrá en elecciones en El Salvador

Yolanda Magaña

miércoles 13, enero 2021 • 1:02 pm

Compartir

El Departamento de Estudios Políticos de la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades) hizo hoy un llamado al Tribunal Supremo Electoral (TSE) a que permita una auditoría independiente para verificar la efectividad del nuevo sistema de tecnología en mesa para el conteo de votos que implementarán en las elecciones municipales y legislativas del domingo 28 de febrero.

Un desafío del TSE en estas elecciones es el conteo de votos que hará cada una de las 8,451 Juntas Receptoras de Votos (JRV): Fusades advierte que para contar votos y marcas el TSE tendrá 10,000 máquinas de tecnología en mesa; muy distintos de los 2,000 escáneres que solo transmitían las actas manuscritas en todas las elecciones anteriores.

Con estas máquinas cada JRV deberá consignar los votos y las marcas de forma automatizada, algo completamente nuevo en el proceso de conteo de votos.

Esta automatización de votos y marcas servirá no solo para obtener resultados preliminares sino también para obtener e imprimir el acta de cada JRV que se retoma en el escrutinio final.

15,697personashan asistido a las capacitaciones como miembros de las JRV que habrá en las elecciones de 2021, durante el fin de semana, 9 y 10 de enero.

Fusades reconoce, en su posición institucional, que esta tecnología en mesa permitirá imprimir el acta y escanearla para transmitirla al Centro Nacional de Procesamiento de Resultados Electorales (CNPRE). Esta institución indica en su comunicado que el TSE "haría bien en informar a la población sobre cómo y dónde estará operando" el CNPRE.

Fusades señala que las pruebas para evaluar la cobertura de internet que se requiere en la transmisión de resultados "debieron realizarse" en noviembre de 2020.


La institución enumera una serie de recomendaciones u obligaciones que debería cumplir el TSE:

  1. Un sistema de auditoría independiente en todas sus etapas, ya que los partidos representados en la Junta de Vigilancia son juez y parte y menciona que la Unión Europea, Organización de los Estados Americanos, la sociedad civil organizada y universidades pueden colaborar.
  2. Debe capacitar con suficiente anticipación a los miembros de las Juntas Receptoras de Votos responsables de esta nueva tecnología en mesa, señalando que "es muy probable que algunos no hayan tenido ninguna experiencia con este tipo de equipos en el pasado".
  3. Debe publicar las fechas de los simulacros para identificar cualquier problema o dudas.
  4. Debe realizar los simulacros en los centros de votación.
  5. Debe informar si todos los centros de votación tienen los requisitos de conexión de equipos y de internet.
  6. Debe publicar el plan de contingencia.
  7. Debe aclarar si será más de un proveedor el que brinde los servicios de internet.
  8. Debe señalar si las JRV tendrán soporte técnico que vigile el funcionamiento de la tecnología y auxilie si hay dificultades.

En 2015 hubo problemas en la transmisión y procesamiento de resultados electorales preliminares, así como en el conteo de votos en cada JRV. Una de las dificultades fue el voto cruzado, modalidad de votación que también se permitirá en las elecciones de 2021.

Conclusiones

Las 8,451 Juntas Receptoras de Votos tendrán una nueva modalidad de conteo de votos que le permitirá automatizar el conteo de votos y marcas para imprimir cada una de las 8,451 actas de votación. Fusades pide al TSE que realice simulacros en los centros de votación y que estos sean transparentes.